La dieta de la limonada


La dieta es a corto plazo, y ayuda a la limpieza ya que actua como un jugo desintoxicante de muchas maneras.

La dieta de la limonada consiste en no comer ningún alimento sólido, sino solo beber una mezcla de jugo de limones frescos, sirope de arce, agua y pimienta de cayena (por la vitamina C y B). Se debe tener en cuenta que como minimo se debe beber de 8 a 10 vasos diarios.

La limonada se prepara de la siguiente manera:
• Dos cucharas de limón .
• Dos cucharas de sirope de arce. (Remplaza el azucar, al darle un sabor mas dulce a la limonada).
• Pimienta de Cayena a gusto.
• 350 cc de agua o mas.

La duracion de esta dieta puede variar entre 10 a 30 dias, y no se debe exceder este tiempo. Aunque en diez dias se pueden observar resultados.

Además, cada mañana, se toma un vaso de agua con sal , y cada noche, se bebe un té laxante. La única otras bebidas permitidas en la Dieta de la limonada son el agua y el té de menta.

¿Para qué?

El objetivo de la dieta es purificar el tubo digestivo, limpiar las impurezas, movilizar y eliminar las toxinas almacenadas en diversas zonas del cuerpo, y quemar el exceso de grasa acumulada. La pérdida de peso viene de forma natural.

Historia de la Dieta de la limonada

La dieta se explica por Stanley Burroughs en su libro, publicado por primera vez en 1976. Se ha reactivado en los últimos años con la publicación de el libro de Peter Glickman para bajar de peso, tener más energía, y ser más felices en 10 días, publicado por primera vez en 2004, y revisado y ampliado para una segunda edición en 2005.

Efectos secundarios

Los primeros días del programa puede ser difícil. Al igual que cualquier otro tipo dieta, aprender a arreglárselas sin su cantidad normal de alimentos es difícil. Y, al igual que cualquier dieta de jugos, aprender a arreglárselas sin alimentos sólidos puede ser un enorme reto.

Además, porque esta dieta es un producto de limpieza o desintoxicación rápida, hay síntomas de "desintoxicación" que pueden ocurrir, incluyendo dolores de cabeza, náuseas y vómitos, antojos, fatiga e irritabilidad. La mayoría de estos síntomas son de corta duración. En raras ocasiones, pueden ser tan graves que el sujeto tiene que poner fin a la dieta antes de tiempo.

Consideraciones Médicas

Porque representa un enorme cambio en los hábitos alimenticios, para las personas que la deseen intentar, sería conveniente discutirlo con su médico primero. En particular, los individuos que, teniendo medicación a largo plazo que no puede ser suspendida por condiciones de seguridad necesitan consultar con su médico. El médico tal vez desee controlar la dieta para garantizar que el cambio en los hábitos alimenticios no altera los efectos de la medicación.

Las personas que han seguido la dieta han informado de los cambios en la presión arterial, azúcar en la sangre / los niveles de insulina, y la depresión, todo lo cual requiere la alteración de su dosis normal de medicamentos para estas condiciones.

Advertencias sanitarias

La dieta de la limonada debe ser seguida exactamente como está escrita, e, idealmente, bajo la supervisión de su médico personal. Asimismo, las personas deben estar en sintonía con su cuerpo para ver las señales de que ha llegado el momento de volver a comer. El recomendado periodo para la dieta es de 10 días, suficiente para la mayoría de la gente. Un mayor número de días no se recomienda.

Beba por lo menos la cantidad mínima de la limonada cada día; Burroughs y Glickman dice que se debe beber de 6 a 12 vasos de la limonada por día. Con 100 calorías por 2 cucharadas de jarabe de arce Grado B , y 8 calorías por 2 cucharadas de jugo de limón. Cada bebida proporciona aproximadamente 109 calorías. Por lo tanto, sería importante beber de 11 a 12 vasos por día para asegurarse de que al menos se consumen 1.200 calorías .

Para evitar la deshidratación, el agua también debe ser tomada durante toda la dieta. Muchas personas beben un vaso de agua entre vasos de limonada.

Las personas que deseen seguir este programa más de una vez al año, se aconseja esperar tres a seis meses entre dietas, y mientras más largo sea el tiempo de la dieta, más tiempo se debe esperar para repetirla. Tres meses entre los 10 días es el intervalo mínimo recomendado.

Sobre los libros

Para aquellos que desean explorar esta dieta, el libro de Glickmanse se recomienda como uno de los más fácil de leer y más fácil de usar. El libro de Burroughs, mientras que entra en profundidad, no se relaciona bien con el lector moderno, y puede ser confuso y demasiado técnico. El estilo de escritura de Burroughs también es bastante pedante, y algunos lectores pueden encontrarlo alienante. El libro de Glickman está bien organizado, informal en estilo, y menos de carácter técnico. También está lleno de anécdotas de aquellos que han seguido la Dieta Limonada, junto con sugerencias y observaciones para aquellos que son nuevos en el concepto.

Otros recursos

Aunque no es necesario comprar un kit para llevar a cabo la Dieta Limonada, muchos de los que siguen la dieta, especialmente por primera vez, ancuentran que los kits simplifican el proceso de preparación. Si bien los locales de alimentos como supermercados o tienda de alimentos orgánicos pueden tener todos los ingredientes, a menudo es más conveniente simplemente tener listo un kit de preparacion.

Varias empresas han hecho kits disponibles para aquellos que quieran seguir la dieta de la limonada. Estos kits generalmente incluyen todo, excepto el agua y los limones.

Notas Nutricionista

La preocupación con la Dieta Limonada es su falta de nutrición. Como se dijo, la única fuente de energía y nutrientes de la dieta se obtiene a partir de jugo de limón, agua, jarabe de arce y pimienta de cayena. El té laxante reemplaza la fibra dietética, pero no es la forma que el cuerpo prefiere. Lo que es más importante, cualquier plan de alimentación que no suministra un promedio de 1200 calorías al día no es seguro.

El impacto de esta dieta en el sistema intestinal es intenso. Esto no se mantiene un secreto. Sin embargo, hay otras formas de limpieza del cuerpo sin sufrimiento del dolor de estómago y diarrea informado sobre este programa. La deshidratación es un claro efecto secundario y que requiere una vigilancia constante. Mareos, náuseas, vómitos, fiebre, dolores de cabeza, visión borrosa y fatiga son algunos de los síntomas de deshidratación.

Es dudoso que cualquier profesional médico recomiende o apoye la realización de este régimen. Lo que es más importante, este programa no está destinado para adelgazar. Tiene que ser visto y utilizado estrictamente para la desintoxicación. También se sugiere encarecidamente por expertos médicos que este tipo de dietas deben seguirse para una duración mínima de tiempo. Cuarenta días de la dieta de la limonada no es recomendada para nadie.